El próximo 12 de septiembre comenzara la 60 Serie Nacional de Beisbol. Un formato de emergencia con 75 juegos para todos marca una diferencia significativa con respecto a lo que venía ocurriendo hace años. Por primera vez en mucho tiempo, y quizás por última, podamos ver una temporada cubana con la mayoría de los peloteros que tienen el aval de la federación. La postergación de algunas ligas en las que era habitual la participación atletas cubanos, como la canadiense, hará que podamos ver un poco de mejor pelota. Como se acerca la serie y la pelota nos apasiona. Les traemos nuestro análisis pretemporada, y prometemos que en enero revisitaremos este artículo a ver cuánto acertamos, o no.

MATANZAS, LAS TUNAS Y GRANMA VAN ADELANTE.

Matanzas pinta en el papel como el equipo a derrotar. El vigente campeón tiene todos los órdenes de juego bastante engrasados. No repetir el titulo sería una decepción. Ni siquiera la rumoreada contratación de Arruebarruena y Yera en México les crearía una crisis. El único hándicap es mantener la ambición en un grupo de atletas que saben lo que es alzar la copa y lo que dan (y lo que no dan) por ello.

Las Tunas lleva varios años en el podio. No ha tenido problemas en clasificar en las ultimas temporadas y mantiene casi los mismo nombres que solo pudieron ser detenidos el curso pasado por el campeón. Una tanda liderada por los Alarcón y por el incombustible Danel Castro luce muy bien, y con un staff que cumple su tarea no debe tener problemas en llegar a semis.

Granma es el otro equipo que se me antoja fuerte. Hacía rato que Carlos Martí no tenía Lázaro Blanco, los primos Roel y Raico Santos, y a Guillermo Avilés desde el inicio en su line up. Si le sumamos a Carlos Benítez y Lázaro Cedeño, parece un equipo contendiente serio. Si después de una temporada recortada en Japón, Alfredo Despaigne jugara con ellos la recta final, podrían hacerse de una medalla.

Santiago, Industriales, Cienfuegos y Sancti Spiritus deben pasar.

El año pasado la Avispas de Santiago de Cuba demostraron que tienen la estirpe de los grandes y anclaron en un quinto puesto. Este año tampoco deben tener muchos líos en pasar de fase. Los muchachos venidos de la categoría Sub23 ya saben lo que es jugar una temporada larga y si en la 59 le fallaron las fuerzas en el último tramo, con 15 juegos menos no deben cometer el mismo error.

Industriales es otro que no debe sufrir más de la cuenta para alcanzar los play off. Si Lisbán Correa logra encontrar la forma en la que terminó el año pasado y no hace otra de las suyas, debe suplir la ausencia de Samón y ser el líder de la tanda ofensiva, y la cancelación del contrato en México de Andy Rodríguez posibilitará que sea la estrella del bullpen.

Cienfuegos el año pasado estuvo entre los 6 mejores sin muchos sobresaltos. Basados más en el equipo que en las individualidades, pero liderados por Cesar Prieto y Pavel Quesada lograron regresar a donde estuvieron hace casi una década. No creo sea un camino por el prado hacia los play off, tendrán que hacerlo todo bien un equipo que no es favorito, pero pueden repetiré en la delantera.

Sancti Spíritus se quedó en la lucha por los comodines la anterior temporada. Este año pueden dar el salto. Para eso necesitan que sus promesas cumplan. Un núcleo joven de los que se espera mucho debe hacer su trabajo. Contar con un Roberto Hernández recuperado les dará unas cuantas victorias, pero necesitan bateo oportuno, y que el cuadro responda, algo que ahora mismo es una duda.

Los que generarán dudas en la 60 Serie Nacional de Beisbol

Camagüey es el subcampeón vigente, pero no creo que este año las tenga todas consigo. La salida de su líder de staff, la llegada tardía de algunas figuras y la ausencia de refuerzos pueden complicarle la clasificación. Por su parte, Ciego de Ávila ya no es ese equipo que fue dueño y señor hace algunos años, pero puede luchar por un puesto entre los 8, muchos de sus hombres deben de tener su mejor temporada y necesitar algún milagro, pero se puede.

Mayabaque puede ser el eléctrico del año. Tiene algunos hombres que pueden dar la clarinada y lograr un puesto histórico para la joven provincia. Artemisa y Holguín por su lado deben dar colorido, y tratar de regresar al lugar de hace años, donde coquetearon con los play off. Pero algunas ausencias, sobre todo del lado holguinero deben dificultar el objetivo. Los Piratas de la Isla de la Juventud nunca han salido con el cartel de favoritos, pero en todas y cada una de las temporadas luchan como el que más. Quizás este año vuelvan a tener recompensa.

Pinar del Río y Villa Clara son grandes que pasan por horas bajas. En el caso de los de vueltabajo con un cuerpo de pitcheo con posibilidades, pero sin estamina en el bateo. Los naranjas con un poco de mejor balance en sus filas, pero que no parece impresionar en el papel, aunque con un poco de suerte pudiera dar un poco de brillo. Y Guantánamo más de lo mismo, salir del frio sótano donde parecen anclados ya sería una buena actuación.

Por: Ernesto Ustariz

Más sobre mí:

Twitter: @ustariz_e

Blog Personal: El Blog (o algo)

Comparte esta noticia en tus redes 👇

Por Ustariz

Un comentario en «UNA MIRADA A LA 60 SERIE NACIONAL DE BEISBOL»

Deja un comentario